Páginas

Tinta

Y con mi pluma rasgo el papel, la tinta fluye y mis palabras hieren.

lunes, 30 de julio de 2012

SilverHeart Cap: 18

La chica, Aphrodite, que aunque parece joven ,su porte y su aura parece más bien ya de una chica más madura. Por la espalda le cae una cascada de rizos negros como el carbón, en marcando sus ojos grises y sus labios color escarlata. Lleva un vestido color morado oscuro ceñido al cuerpo, con un escotazo de pico que le hace marcar canalillo. Un cinturón de pedrería rodea su cintura sosteniendo una afilada daga. Por las piernas el vestido se corta en los lado dejándole libertad de movimientos y quedando solo por delante y por detrás de su figura. Al vernos entrar fija sus ojos en Kay. Una mirada afilada y seductora como la de una gata, y entonces me doy cuenta de algo que he pasado por alto. En su espalda, de entre sus rizos negros surgían dos alas blancas y hermosas, justo lo contrario a su look sexy. Se mueve, sigilosamente y pone una mano enguantada en el mentón de Kay, haciendo que baje la cabeza para que la mire a los ojos. Paso la mirada de ella a él y descubro como la mira. En sus facciones se reflejaba la sorpresa, con un deje de exasperación. Bajo la mirada y veo que Kay no se había puesto su camisa. Evito reírme, pensando que más idiota no podía ser.
- Decidme  - su voz suena sensual y, aunque hablaba alto y claro, parecía que estaba susurrandole a alguien en el oído  - ¿quién es este... - vacila un segundo - ... Mestizo, tan guapo?
Que asco escucho a Evelyn en mi cabeza Dios quitale las manos de encima, guarra.
Se me escapa una carcajada sin quererlo. Apenas se le oye a Evelyn blasfemar, a Rikka sí, ya estoy acostumbrada. Pero esto es nuevo y el tono en el que lo había pensado me ha resultado divertido. En seguida me arrepiento de haberlo hecho. 
Evelyn me manda una mirada de aviso, mezclada con la diversión que le había producido que me riera de su vocabulario. Kay me observaba sin comprender y Aphrodite me fulmina con la mirada. Luego paso la mirada por Liam y Drago que siguen a lo suyo y luego miro a Rikka, atravesada en el sillón del fondo. Al ver que la estoy mirando hace además de vomitar y me mira riéndose silenciosamente. Yo miro hacia otro lado intentando evitar reírme.
- ¿Qué te resulta tan divertido? - dice Aphrodite, aunque sin apartar la mirada de Kay - Quizás tú podrías decirme quien es él.
Me pongo seria de golpe.
- No, no es nada... Es solo que... Nada. - no conseguía pensar bien.
- Él es Kay - habló finalmente Rikka, desde el fondo de la habitación, con tono aburrido - ¿Por qué tanto interés en él, A-phro-di-te?
La ultima palabra suena con un retintín de ligero desprecio. Ella pone los ojos en blanco y vuelve la cabeza hacia ella.
- Se me han erizado las alas cuando ha entrado en la habitación - quita la mano del mentón de caí y pone un dedo en el hueco de su cuello. - Su aura... me atrae - Su voz suena con ligero deseo que empieza a molestarme. Es decir, ¿a quién le gusta que toqueteen a su novio delante de sus narices? Su dedo empieza a bajar por la linea de sus pectorales... - Es realmente guapo - Recorre sus abdominales. La expresión de Kay ya se ha convertido en asco. Pero por alguna razón no se mueve y me mira de reojo, como probándome. - Es una tragedia que alguien como él esté solo...
Eso ya es bastante.
- ¿Sólo? - digo con tono de desprecio. Cojo a Kay de la muñeca y tiro de él, apartándolo de ella. - Lo siento, Aphrodite, pero no está en el mercado.
Lo estrecho contra mí y la fulmino con la mirada. Ella parece haberse quedado en el sitio, sorprendida. Me mira con ojos envenenados. Sus labios color escarlata se han convertido en una linea apretaba por la mueca que esboza.
- Es un desperdicio... - farfulla finalmente. Agita sus alas y sale por la puerta. Los tacones de aguja de sus botas negras resuenan en el pasillo.
- Zorra. - dice Rikka, sin resentimiento. Y mueve la mano para tocarle el cabello a Liam cariñosamente.
¿Esa era Aphrodite? le pregunto a Evelyn. Camino y me siento en el regazo de Kay, que se ha sentado en la cama.
Sí. Tiene fama de ser una... Seductora. Es decir, para mí, es un poco... Furcia, Se limita a responder ella.
Pero... ¿Cómo puede Farala confiar en una persona así? Le pregunto, anonadada.
Si, aunque de una impresión extraña, a la hora de la verdad siempre le ha sido leal. Responde, encogiendose de hombros. Además, tiene una habilidad bastante rara incluso en los ángeles.
¿Cual?
Es capaz de torturar con la mirada. Se lo a echo unas cuantas veces a los enemigos. Piensa ella con tono seco.
Pero eso es horrible. Sigo casi sin palabras.
Lo sé, pero gracias a ella se han ganado muchas batallas.
Me encojo de hombros y ella mueve la mano como quitándole importancia. Luego me inclino hacia Kay.
- ¿Por qué dejaste que te hiciera eso Aphrodite? - le susurro, de manera de que solo él me oye. Me sonríe, complacido.
- Quería comprobar si dejarías que otra mujer se me echara encima de esa forma. Y, evidentemente, no lo has echo.
Pedazo de imbécil.
- Idiota - dije, fingiendo estar enfurruñada - Eres un auténtico idiota.
Su cuerpo tiembla a causa de la carcajada que se apodera de él.
- Pero soy TÚ idiota. - dice finalmente dandome un ligero y tierno beso.
- ¿Sabes? Mañana volveré a instruirte en tus clases para dominar tu dón. Sera una una clase muy interesante...
Y de echo, lo será.

4 comentarios:

  1. hola!!! jaja en la ultima parte no pude evitar reirme!! jaja XD tan lindo Kay! jaja ok no es un niño pequeño pero no se jaja xD, Y esa Aphrodite no me cae bien :P jaja xD ya quiero el otro cap!!! jaja xD
    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hahahahaha xDD ya vees aun quedan muchas cosas de descubir de Aphrodite o.O
      bss<3

      Eliminar
  2. Me gusto muchísimo el capi!!
    jaja xD ese Kay....
    Que lindo:P"Pero soy TÚ idiota." awww!!jeje:P
    Un beso♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hihihihii sii!!
      pense que siempre habia plasmado a Kay como asi muy frio y demás pero com oahora the love is in the air *-* dije: Vamos a ponerle un poco de caloor e.ê
      y así se quedoo xDD

      Eliminar